Ir al contenido principal

Eclíptica: fundamentos de astrología


Hola chichis!!! Hay muchísimas constelaciones de estrellas en el firmamento, pero ¿por qué en astrología se destacaron precisamente las doce constelaciones del zodíaco? Por algo muy sencillo: porque son el telón de fondo del viaje anual que el Sol parece recorrer alrededor de la Tierra.

Entender esto no solo nos ayudará a comprender el vínculo que hay entre los signos y sus significados de acuerdo a los ciclos de la naturaleza, sino que además nos ayudará a entender muy bien por qué hay eclipses.


De hecho, el nombre de esta rueda de constelaciones del zodíaco, "eclíptica", es de origen griego, y se refiere a la zona del firmamento donde suceden los eclipses. La eclíptica no es otra cosa más que la línea que el Sol parece recorrer cada año, ciclo tras ciclo.

El mapa estelar

Las estrellas están tan lejos que son como puntos fijos. Desde la Tierra parecen rotar, sencillamente porque la Tierra gira sobre sí misma.

Imaginad que tenéis una cámara en el pecho y grabáis el salón de vuestra casa mientras giráis sobre vosotras mismas. Cuando veáis el vídeo en vuestro ordenador, parecerá que el salón da vueltas. Pero es solo un efecto visual. En realidad, el salón estaba quieto. Con las estrellas y constelaciones sucede lo mismo.

Como permanecen en el mismo lugar, las estrellas son un punto de referencia extraordinario para comprender el cosmos. Por eso siempre han sido guías para navegantes y viajeras.

La eclíptica y el origen de las estaciones

Las constelaciones por las que el Sol parece transitar, observadas desde la Tierra, son un punto de referencia que nos ha permitido, desde la Antigüedad, comprender en qué etapa del año estamos. Son uno de los fundamentos más importantes de la medición del tiempo a lo largo de la historia.

Si nos paramos a observar el día desde el amanecer hasta la puesta de Sol, veremos que el Sol parece salir por el Este, mientras que el anochecer siempre tendrá lugar con el Sol al Oeste.

Sin embargo, el Sol no recorre la misma línea todos los días. Vista desde la Tierra, la línea que recorre el Sol, la eclíptica, se desplaza aproximadamente un grado cada día.

La eclíptica y las estaciones como fundamento de los signos

La época del año en que el Sol pasa por lo más alto del cielo, sus rayos impactan perpendicularmente en la Tierra, y decimos que es verano. Mientras que la época del año en que el camino del Sol está más bajo, sus rayos nos alcanzan de forma oblicua, y decimos que es invierno.

La eclíptica, y la posición de la Tierra respecto a ella, son la causa de las estaciones. Así que no es extraño que desde la Antigüedad se asociara a cada uno de los signos del zodíaco, o a cada uno de los signos de la eclíptica, con los procesos naturales que tenían lugar cuando el Sol pasaba por ellos. Así, por ejemplo, cuando el Sol estaba en Virgo era momento de cosecha.

Cuando el Sol transita por Aries, Cáncer, Libra o Capricornio, tenemos equinoccios o solsticios, y empieza una nueva estación. Cuando el Sol transita por Tauro, Leo, Escorpio o Acuario, las estaciones son claras y rotundas. Mientras que cuando el Sol transita por Géminis, Virgo, Sagitario o Piscis, empezamos a sentir paulatinamente un cambio. 

Un signo es un pedacito de tiempo en el eterno ciclo anual

Los signos no son más que las constelaciones que hay cuando dividimos la eclíptica en 12 partes. Y su significado viene directamente de lo que las antiguas astrólogas observaron en la naturaleza en esos doce momentos del año. Y es que, aunque las estrellas nos fascinen, no debemos olvidar que la astrología es un lenguaje simbólico, metafórico y poético.

Por eso discusiones como la de Ofiuco no tienen sentido. Los signos y su significado vienen de observar lo que pasa en la naturaleza en determinados momentos del año. Son marcadores de tiempo en un ciclo. Como los números de un reloj.

Planetas y eclipses sobre la eclíptica

Todos los planetas el sistema solar, excepto Plutón (que tiene una órbita muy inclinada) tienen órbitas alineadas con la eclíptica. Por eso tardan un tiempo regular en completar un ciclo alrededor de nuestra carta astral, mientras que Plutón pasa un tiempo diferente en cada signo, dependiendo de en qué parte de su órbita esté.

La Luna no es una excepción, y también sigue una órbita muy cercana a la eclíptica, pero aún así tiene una diferencia de cinco grados. Si trazáramos en el cielo la línea que sigue el Sol cada día, y la línea que sigue la Luna,se cruzarán en dos puntos opuestos: los Nodos Lunares. Cuando el Sol y la Luna se encuentran en uno de esos puntos, se alinean y suceden los eclipses.

Estoy deseando hablaros de la precesión de los equinoccios. ¡En otra ocasión! Gracias por leer hasta aquí, chichis.
Un gran abrazo!!!


¿Quieres hacer una consulta astrológica?

Comentarios

Entradas populares de este blog

Octubre de 2020: reír la última es reír mejor

Semana 1: a pie de guerra Hola chichis!!! Dejamos el mes pasado con Marte retrógrado en Aries repitiendo sus tensas cuadraturas a Saturno (que entró directo en septiembre). Una cuadratura bastante conflictiva que hasta el 20 de octubre tensionará también a Plutón y Júpiter. Con esas tensiones de fondo, octubre empieza fuerte: el mismo día 1 inaugura el mes con una Luna Llena... ¡en Aries!
La energía de todo esto es contenida y potencialmente explosiva. Iras, frustraciones, bloqueos y tensiones saltan a la conciencia demandando expresarse, pero con Marte retrógrado formando estas cuadraturas, la acción y la toma de decisiones va a ser difícil. Sentimos la presión, pero con el freno de mano echado. Por suerte, Júpiter, ya directo, vuelve a hacer un duradero séxtil exacto a Neptuno en Piscis, que desde el día 2 nos infunde esperanza, y una reparadora ilusión que nos moverá a buscar otros horizontes durante todo el mes.
Por otro lado, el día 3 Venus entra en Virgo, el signo qu…

Mercurio retrógrado en Escorpio: el momento de la verdad

Hola chichis!!! Esta retrogradación de Mercurio viene fuerte. Estoy deseando que empiece 2021 para hablar de algo más allá de las continuas emergencias astrológicas del 2020, pero, al menos por ahora, nos viene una nueva cucharada de clima astral cargadísimo.  📢Escucha este post aquí
Mercurio entró en sombra pre-retrógrada el 23 de septiembre, así que principalmente estaremos repasando asuntos que hayamos estado pensando, hablando o tanteando desde esas fechas. Pero, por supuesto, la revisión propia de Mercurio retro va mucho más allá. ¿Cuándo entra retrógrado? ¡En martes 13!
Mercurio entra retro el 13 de octubre por la noche: sí, un Martes 13. 😂 Y lo hace en el 11º de Escorpio, el signo de las profundidades emocionales, que indaga hasta las vísceras de cada cuestión para permitirnos ver más allá de las apariencias. Escorpio alumbra la parte más auténtica de las cosas, poniéndonos delante verdades que transforman la manera en que las habíamos experimentado y entendido.  Nos adentramos e…

Especial: 9 claves sobre la triple conjunción de 2020

Hola chichis!!! El momento que estamos viviendo es muy singular, y no es preciso ser astróloga para percibirlo. Las noticias de actualidad ya están bastante caldeadas.

Os advierto de que este artículo es largo... pero es muy exhaustivo 😁. Aquí encontraréis todo sobre el hito astrológico de los años 20 (...del siglo XXI). Cualquier comentario es muy bienvenido: quizás entre todas podamos entender mejor lo que está pasando.


1. ¿Qué es la triple conjunción? Los últimos años, Plutón y Saturno han transitado por el signo de Capricornio, y el 3 de diciembre de 2019 Júpiter entra en el signo también.
El 12 de enero de 2020 la conjunción entre Saturno y Plutón en Capricornio será exacta, y unos meses después, en marzo de 2020, Júpiter se les unirá para formar lo que ya conocemos como triple conjunción, que durará todo el 2020. Las conjunciones Saturno-Plutón son habituales, dándose cada 33 años aproximadamente. Pero por las características de esta conjunción, junto al Nodo Sur y Júpiter,…