Ir al contenido principal

Viaje astrológico a los planetas: ¿qué son, qué significan?


Hola chichis!!! Hoy os propongo un tema apasionante en el que no se suele incidir mucho y que, en mi opinión, es el pilar de la astrología: los planetas.

Normalmente hablamos del tránsito de tal planeta por este signo o tal casa, pero rara vez estudiamos los planetas por separado con la atención y la profundidad que merecen.

En la Antigüedad nuestras antepasadas escrutaban el firmamento a ojo desnudo, buscando una referencia con la que medir el tiempo y el espacio, y los planetas eran los objetos más fantásticos y misteriosos, más brillantes que las estrellas, de brillo estable y en movimiento periódico. Es lógico que llamaran tanto la atención.

Los planetas son lo primero que se definió en astrología: lo más esencial. Los signos, casas y aspectos se desarrollaron después.

¿Qué son los planetas en astrología?

Un planeta en astrología es un cuerpo celeste que podemos ver desde la tierra, en movimiento sobre un fondo de estrellas aparentemente fijas. ¡De ahí que el Sol y la Luna también sean planetas en astrología!

Los planetas son los protagonistas de la carta astral. Si las casas de la carta astral son escenarios de la vida, y los signos su atmósfera, los planetas son los actores. Son los que despiertan y dan vida al ámbito en el que están por casas, alimentándose de la energía del signo.

¿Cuáles son? Los que se conocían en la Antigüedad y se utilizaban en astrología antes del siglo XVIII, eran Sol, Luna, Mercurio, Venus, Marte, Júpiter y Saturno. Después se descubrieron Urano, Neptuno y Plutón, y se añadieron a la astrología. Todos ellos son igual de importantes, porque representan parte de nosotras. Aquí tenéis los símbolos.



Las luminarias: Sol y Luna

Se llaman así porque iluminan, y su simbolismo es de extrema importancia. Existen mitos sobre el Sol y la Luna en todas las culturas.

Personas, animales y plantas de todos los tiempos y lugares han buscado relacionarse con ellas para vivir. El Sol y la Luna son arquetipos que tenemos muy integrados en nuestra raíz, y a veces no somos conscientes de su importancia.

Las luminarias tienen la cualidad de que nunca retrogradan: es decir, siempre siguen su curso hacia delante. Por su avance constante, por la extraordinaria intensidad de su luz y por el obvio efecto que tienen sobre la realidad en la que vivimos, se considera a las luminarias los planetas más vitalistas. 

El signo en el que está la Luna y el signo en el que está el Sol, junto a nuestro signo Ascendente, son los pilares fundamentales de una carta astral. Y definen, por ejemplo, nuestro Parte de la Fortuna.

Además, cada vez que la Luna y el Sol completan una vuelta entera al zodiaco y hacen conjunción con nuestra Luna y Sol natales, podemos levantar cartas astrales para predecir cómo nos irá a lo largo del mes, o a lo largo del año: la Revolución Lunar, y la Revolución Solar.

Planetas personales: Mercurio, Venus y Marte

Son planetas que, por su mayor cercanía al Sol y a la Tierra, transitan la eclíptica con rapidez. Por eso se considera que son planetas que afectan a asuntos más cotidianos, o personales: porque rigen ciclos temporales y procesos que, proporcionalmente, se adaptan muy bien al tiempo de vida de una persona.

Mercurio, Venus y Marte en nuestra carta natal describen rasgos esenciales de nuestro carácter, como por ejemplo nuestro intelecto (Mercurio), nuestros gustos (Venus) y nuestra capacidad de inicio (Marte). Pero ya veréis que cada uno de ellos rige muchísimas cosas más de las que he nombrado aquí.

Planetas sociales: Júpiter y Saturno

En la Antigüedad, cuando no se conocían ni Urano, ni Neptuno, ni Plutón (porque no se ven a simple vista), se creía que Júpiter y Saturno eran los planetas más alejados de la Tierra.

En comparación con los rápidos planetas personales, Júpiter y Saturno son planetas lentos, cuyos ciclos se adaptan mejor a acontecimientos sociales o comunitarios.

De ahí que su significado general sea, por una parte, el de insertar el ámbito de lo personal en una comunidad mayor, y por otra parte, el de proteger a la persona y a su comunidad de la vasta noche de lo desconocido.

Veréis que Júpiter y Saturno tienen muchísimas diferencias: por ejemplo, uno es cálido y expansivo (Júpiter) y otro frío y constreñido (Saturno). Pero ambos, en última instancia, se ocupan de resolver cómo encajamos en el mundo social, cómo nos adaptamos a él, y qué dirección damos a nuestra vida.

Planetas transpersonales: Urano, Neptuno y Plutón

Fueron descubiertos en la modernidad, porque no pueden verse sin medios tecnológicos. El momento del descubrimiento de cada uno de estos planetas fue clave para dotarlos de su significado.

Al ser los planetas más alejados del Sol y de la Tierra, el tiempo que tardan en completar una órbita alrededor del Sol es mucho más largo que el empleado por otros planetas, por lo que Urano, Neptuno y Plutón también se conocen como planetas lentos.

Es la lentitud de sus ciclos la que los relaciona con aquello que no solo trasciende al individuo, sino también a su comunidad. Son planetas que rigen, ante todo, grandes ciclos de vida y grandes ciclos históricos.

Por eso su influencia es tan intensa cuando toca puntos de nuestra carta astral: nos confronta con fuerzas que a menudo sobrepasan nuestro entendimiento y nuestra capacidad de acción. Cuando los estudiéis uno a uno veréis que su significado arquetípico es apasionante.

Os iré hablando de cada uno de los planetas en profundidad. Son arquetipos muy interesantes, sobre todo si consideramos que su significado se creó a partir de las cualidades observables de cada planeta. Entenderlos es muy satisfactorio, y ayuda a conectar muchos conceptos que nunca pensaste que podían tener relación. Realmente, su simbolismo es una llave para mirar el mundo con otros ojos.

Como siempre, gracias por leerme. Un abrazo chichis!!!

¿Quieres hacer alguna consulta astrológica?


Comentarios

Entradas populares de este blog

Lilith en los signos y las casas

Hola chichis!!! Tras haberos hablado sobre Lilith de forma general , os dejo el significado de Lilith por los signos y casas, y cuál es el superpoder feminista con el que inspiráis a las demás dependiendo de dónde esté en vuestra carta natal: Lilith en Aries o en casa 1 : luchas por lo que quieres con una independencia y un valor admirable. Tus deseos no son complejos ni extraordinarios, pero tu forma de realizarlos es innovadora e imparable. Al hacer eso abres caminos para todas, porque lo personal es político. Tu superpoder es tu valor y tu resiliencia. Lilith en Tauro o en casa 2 : el erotismo es tu paraíso particular. Tienes una gran capacidad para disfrutar, y una gran capacidad creativa. Confías en tu talento y deseas materializarlo, con frecuencia en forma de seguridad material. Eres muy ambiciosa, pero con razón, porque nada te queda grande. Tu superpoder es tu talento. Lilith en Géminis o en casa 3 : deseas diversidad, y huyes de los espacios angustiosamen

Juno: la fidelidad que te debes a ti misma

  Hola chichis!!! Existen millones de asteroides , pero no todos ellos forman parte del lenguaje astrológico. De todos ellos, Juno es uno de los asteroides más conocidos y utilizados en astrología, tal vez porque fue el tercer asteroide que se descubrió, en 1804, y desde entonces hemos tenido mucho tiempo de integrarlo y descubrir cómo nos afecta. Juno como cuerpo celeste  Juno, como la mayoría de los asteroides utilizados en astrología, forma parte del cinturón de asteroides, navegando el espacio entre Marte y Júpiter. Eso ya nos da una idea de su efecto, ya que se posiciona entre los planetas personales y los sociales, mediando de alguna forma entre el yo más personal y el conjunto de la sociedad. Su órbita está inclinada 12º respecto a la eclíptica , y es algo excéntrica, es decir, no está totalmente centrada respecto al Sol, por lo que tarda un tiempo irregular en atravesar cada signo. Tarda algo más de 4 años en atravesar toda la rueda astral. ¿Quién era Juno? Juno (o Hera) era

Marte en Géminis: entrar en juego

  Hola chichis!!! La madrugada del 3 al 4 de marzo Marte entra en Géminis, y con ello cambia de forma importante cómo nos hemos venido relacionando con la actividad física, la voluntad, la decisión o la acción. 📢Escucha este post aquí Marte estará en Géminis hasta el 23 de abril, así que abre una nueva temporada que, además, vamos a agradecer. La zona de nuestra carta en la que caiga Géminis puede presentar algún conflicto durante este tiempo, pero también es un área de nuestra vida a la que vamos a poner una energía extra para avanzar en nuestros deseos y objetivos. Baja la presión El tránsito de Marte por Tauro ha sido difícil, intrincado. Porque estuvo activando, sobre todo en enero y principios de febrero, a Urano en Tauro y al stellium que tuvimos en Acuario. Durante este año, como ya os comenté en alguna ocasión, cada vez que Marte abandone un signo fijo y entre en un signo mutable, la tensión relaja.  Porque si bien los planetas más lentos son los que marcan la pauta, Marte a