Ir al contenido principal

Saturno: comprendiendo el arquetipo

Hola chichis!!! ¿De dónde viene el arquetipo astrológico de Saturno, y qué significa? Las antiguas astrólogas definieron su significado a partir de lo que pudieron observar del planeta y de sus ciclos. Saturno se ve a simple vista la mayor parte del tiempo. Sus anillos pueden observarse con cualquier telescopio. ¿Ya los has visto? ¡Son hermosos!

Saturno, como cualquier planeta, brilla más que las estrellas del firmamento. Su brillo es amarillento y, como es un planeta, no parpadea. Sin embargo, su brillo es menor que el de otros planetas. A pesar de esto, en Mesopotamia y en la antigua Grecia conocían a Saturno como el "Sol de la noche". ¿Por qué, teniendo un brillo tan poco glamuroso?

Por su comportamiento. Saturno es el planeta del sistema solar más alejado del Sol que puede observarse a simple vista, y antes de que se descubrieran Urano, Netuno y Plutón hace unos pocos siglos, se pensaba que era el último planeta del sistema solar. Por eso es el planeta que rige los límites, los muros, la protección, y la seguridad.

Estando tan lejos del Sol, Saturno tarda 29 años en completar su órbita. Su movimiento lento, y su poco brillo, sugerían una lejanía solemne a la que pronto se atribuyó características de vejez y autoridad. De ahí que las antiguas astrólogas consideraran que este planeta debía ser el padre de Júpiter, Cronos, al que también se conocía como Saturno.

Todo esto vinculó a Saturno con el tiempo, con la monarquía, y con todas las cualidades que emanaba un padre en la antigüedad: seriedad, disciplina, orden, control, prohibición, moral, trabajo, rigor, dureza y ley. Se considera un planeta castrador: de hecho, en el mito griego, Saturno castró a su propio padre, Urano. Como rige la autoridad, también es un planeta muy dado a la jerarquización social.

Desde los mitos más antiguos, Saturno era el planeta que sostenía las leyes de la realidad, física y social. Por eso también se vinculó a la tierra, a las cumbres y montañas, y a la roca. Sus leyes son tan inamovibles y rígidas como necesarias, porque contienen y estructuran el mundo material, el espacio y el tiempo. 

Además, como el planeta más lento, y más viejo, se atribuyó a Saturno la sabiduría de la experiencia, y el peso de la tradición como el legado de unas generaciones sobre otras. De ahí que también gobierne la moral, la prudencia conservadora y las leyes que mantienen la sociedad ordenada.

Por eso en astrología rige también la forma que tenemos de encajar en la sociedad y de estructurar nuestra propia vida dentro de sus límites. Y la forma en que asumimos compromisos de forma duradera. Después de todo, ¡es el planeta de los anillos!

Por otro lado, la lejanía y el poco brillo de Saturno sugerían frialdad, así que se asoció al hielo, al invierno, a la cristalización rígida y dura. Y a la vez, su aparente frialdad y vejez sugería falta de vitalidad, por lo que tradicionalmente se consideró un planeta "maléfico", que se asociaba al miedo, a la maldad, a la soledad, a la austeridad, a la censura, a la represión, al silencio, al decoro, a la catástrofe y a la enfermedad.

Se consideró que, como el planeta de "más afuera", su energía oscura rivalizaba con la vitalista energía del Sol, el planeta de "más adentro". Por lo que también se asoció a la muerte, como ley natural ineludible, y como consecuencia del tiempo que expira. ¿Has visto el famoso cuadro de Goya, Cronos devorando a sus hijos? También se le representaba con guadañas y relojes de arena.

Saturno pasa aproximadamente dos años y medio en cada signo, y entra retrógrado de dos a tres veces en cada uno de ellos, una vez al año. Como tarda 29 años en dar la vuelta completa al Sol, los tránsitos de Saturno entran en tensión con nuestro Saturno natal cada 7 años, y culminan con su regreso a la posición de nuestro Saturno natal alrededor de los 28-29 años. Este regreso a su posición inicial se conoce como Retorno de Saturno.

Los tránsitos de Saturno son momentos clave en nuestras vidas, en los que nos vemos obligadas a esforzarnos frente a obstáculos serios, a revisar cómo hemos estructurado nuestra vida y cómo podemos ser más realistas. Pero sobre todo, Saturno es un planeta que activa procesos de madurez y consolidación.

En la astrología védica, Saturno, conocido como Sani o Shani, se considera el juez que determina si nuestras acciones son buenas o malas, mientras que los hebreos conocían a Saturno como Shabbathai, y reconocían en él una faceta temible y otra favorable. Actualmente se habla mucho de Saturno como señor del Karma. 

Creamos en el karma o no, la experiencia nos dice que Saturno se expresa a nivel práctico en forma de obstáculos y limitaciones en aquellas áreas de nuestra vida en la que no hemos sido realistas o disciplinadas, mientras que tiende a estructurar, consolidar y fortalecer aquellas áreas en las que nos hemos mostrado más realistas y maduras. Como arquetipo paterno, Saturno parece premiar y castigar.

A nivel corporal, Saturno rige dientes, huesos (especialmente rodillas), uñas y piel. La piel considerada como fuente de sensaciones táctiles o eróticas es regida por Venus, pero Saturno rige la piel en la medida en que delimita nuestro cuerpo. Además, Saturno se ha asociado a un estado anímico bajo o depresivo.

Saturno rige las ciencias naturales, la Ingeniería, la Arquitectura, la escultura, la erudición, el Derecho, la Historia, la Arqueología, las ciencias sociales, o cualquier profesión metódica, aburrida y poco carismática. Como Saturno rige la estructura social, también rige muy especialmente las instituciones sociales y todas las profesiones asociadas a ellas.

Puede que no sea el planeta más simpático de todos, pero su existencia es muy necesaria para la vida. ¿Quién podría vivir sin esqueleto? ¿Quién podría vivir sin materia?

Rige los signos Capricornio y Acuario, en los que está domiciliado, y según la tradición da lo mejor de sí en Libra, donde está exaltado. No es afín a Aries, donde está en caída, ni a Cáncer y Leo, en los que se encuentra en exilio. Además, Saturno rige de forma natural las casas 10 y 11, se encuentra a gusto en la casa 7, y algo a disgusto en las casas 1, 4 y 5. Pero recuerda: todo depende de la configuración de toda la carta astral, y a veces las ubicaciones menos armoniosas de un planeta son las más interesantes.

Esta es una idea muy introductoria de Saturno. Os seguiré contando cosas de él poco a poco. Si queréis conocer el significado de otros planetas, podéis hacerlo aquí.

Un abrazo chichis!!!

Comentarios

Entradas populares de este blog

Lilith en los signos y las casas

Hola chichis!!! Tras haberos hablado sobre Lilith de forma general , os dejo el significado de Lilith por los signos y casas, y cuál es el superpoder feminista con el que inspiráis a las demás dependiendo de dónde esté en vuestra carta natal: Lilith en Aries o en casa 1 : luchas por lo que quieres con una independencia y un valor admirable. Tus deseos no son complejos ni extraordinarios, pero tu forma de realizarlos es innovadora e imparable. Al hacer eso abres caminos para todas, porque lo personal es político. Tu superpoder es tu valor y tu resiliencia. Lilith en Tauro o en casa 2 : el erotismo es tu paraíso particular. Tienes una gran capacidad para disfrutar, y una gran capacidad creativa. Confías en tu talento y deseas materializarlo, con frecuencia en forma de seguridad material. Eres muy ambiciosa, pero con razón, porque nada te queda grande. Tu superpoder es tu talento. Lilith en Géminis o en casa 3 : deseas diversidad, y huyes de los espacios angustiosamen

Luna Nueva en Aries: valor para luchar

Hola chichis!!! Estos días están siendo tan ajetreados y activos, que por fin encuentro el momento para hablaros sobre la Luna Nueva que tenemos la noche del 11 al 12 de abril, que viene valiente, certera, precisa, afilada, tónica.  📢Escucha este post aquí Solemos asociar la Luna Nueva a un momento del mes en que estamos más introspectivas, y tendemos a recogernos para mirar hacia dentro. Sin embargo, en esta ocasión, tratándose de una Luna Nueva en el grado 22 de Aries, viene, como no podía ser otro modo, movida. Y eso ya se siente. Esta lunación nos pregunta qué deseamos, qué nos apasiona, y hacia dónde queremos focalizar energía. Qué queremos hacer. Qué queremos desatar. Aries es decisión, y decidir no siempre es sencillo. De hecho, a veces puede sentirse presionante. Pero decidir es también un rasgo de libertad. Y de eso tendremos mucho en este momento, porque el clima astral es muy autónomo, e invita a romper con lo que haga falta para dar el paso. Mucha energía acumulada En Arie

Ascendente y Medio Cielo: las cúspides de la carta astral

Hola chichis!!! Como me he propuesto hacer una serie de artículos de astrología para principiantes, hoy os hablo de las cúspides de la carta astral . No olvidéis los consejos que os di sobre cómo estudiar astrología para que no os volváis locas con tanta información. De todas formas, ya sabéis que tenéis a vuestra disposición la página inicial de astrología para principiantes , donde encontraréis un índice de cosas fundamentales en el abecedario astrológico. Y en astrología, ¿qué hay más fundamental que las cúspides? La carta astral representa la posición de los planetas en determinado momento, desde un punto de vista geocéntrico. Es decir, en el centro de la rueda estaríamos nosotras. Alrededor de nosotras, la rueda de cuerpos celestes en el firmamento sigue girando, por lo que la carta astral es la representación de un instante en el viaje de los planetas y cúspides, que nunca se detienen. Esto ayuda a comprender que la carta astral es la representación visual de un pro