Ir al contenido principal

El ciclo de Saturno y Júpiter: las edades de la vida


Hola chichis!!! Cuando analizamos un tránsito deberíamos considerarlo como parte de un ciclo mayor. Aquí os hablo de los ciclos de Saturno y Júpiter en nuestro desarrollo como personas. ¡Ya veréis que son ciclos muy reconocibles!

Tránsitos planetarios y edades clave

Todas las personas vivimos una serie de tránsitos a edades clave, que se caracterizan por llevarnos un paso más allá en nuestro camino personal.

No hay mejor forma de comprender esto que analizar las edades a las que recibimos todas los tránsitos de Júpiter y de Saturno. Porque son tránsitos que, sobre todo al principio de la vida, se manifiestan con una claridad inconfundible.

Todas vivimos esos tránsitos más o menos a la misma edad, ya que tanto Júpiter como Saturno son planetas que recorren la órbita alrededor del Sol en tiempos muy regulares y predecibles.


El ciclo Júpiter-Saturno y la madurez

Tanto Júpiter como Saturno son planetas sociales, así que a medida que transitan por nuestra carta nos invitan a madurar para adaptarnos a nuestro entorno social.

Al fin y al cabo, ambos planetas tienen que ver con la dirección que damos a nuestra vida, y nos instan constantemente a formar parte de algo mayor que nosotras mismas. A integrarnos en el marco de las demás personas.

Por eso sus ciclos tienen que ver también con la educación que recibimos, o con el rol que jugamos en la sociedad. La interacción de Júpiter y Saturno por tránsito en nuestra carta nos mueve a crecer como personas, en un sentido físico, intelectual, social y de madurez personal.

¿Qué es un ciclo de Júpiter o un ciclo de Saturno? El tiempo que tarda el planeta en regresar a la posición de partida. Es decir: el tiempo que tardan en recorrer toda la rueda astral y hacer conjunción exacta con nuestro Júpiter y Saturno natal.

El ciclo de Saturno

Saturno tarda unos 29 años en recorrer toda la carta y regresar a la posición en la que estaba cuando nacimos. Ese regreso se conoce como retorno de Saturno, o revolución de Saturno, y es un momento clave en el que estructuramos nuestra vida adulta.

Debido a que Saturno tarda 29 años en recorrer toda la rueda, cada 7 años y 3 meses más o menos, Saturno hace un aspecto inarmónico a nuestro Saturno natal por tránsito. De ahí que a los 7 años vivamos la primera cuadratura de Saturno a nuestro Saturno natal, por ejemplo.

Los aspectos de cuadratura, oposición y conjunción de Saturno por tránsito a nuestro Saturno natal son épocas claves en nuestro desarrollo, que demandan de nosotras un gran esfuerzo. Suelen ser épocas en las que algo importante se materializa y define en nuestra vida. Luego lo veréis mejor con los ejemplos.

El ciclo de Júpiter

Por otro lado, Júpiter tarda un poco menos de 12 años en recorrer toda la carta astral, pasando alrededor de un año en cada signo. El momento en que regresa a su posición en nuestra carta natal se conoce como retorno de Júpiter o revolución de Júpiter.

El retorno de Júpiter es un momento expansivo en el que definimos nuevas direcciones vitales a través de la toma de decisiones, la exploración y la aventura. Es un momento en el que sembramos hacia dónde vamos a crecer y de qué forma.

El primer retorno de Júpiter ocurre un poco antes de nuestro doceavo cumpleaños, por ejemplo. Como Júpiter tarda unos 12 años en dar la vuelta completa a la carta, cada 3 aaños aproximadamente hace un aspecto inarmónico por tránsito a nuestro Júpiter natal.

Los aspectos de cuadratura, oposición y conjunción por tránsito de Júpiter a nuestro Júpiter natal son momentos expansivos, en los que desarrollamos nuestra visión del mundo y de lo que somos en él. Esto se entenderá mejor con los ejemplos.  

¿Cómo interactúan los ciclos de Júpiter y Saturno?

Crecemos, maduramos y nos desarrollamos durante toda la vida. Pero el primer tercio de la vida es fundamental, e influirá en todo lo demás con bastante contundencia, así que los primeros retornos de Júpiter, y el primer retorno de Saturno, son los que más impacto pueden tener en la dirección que damos a nuestra vida.

No hay mejor forma de entenderlo que ver cómo actúan estos dos planetas en las primeras fases. Os cuento cómo interactúa el primer ciclo de Saturno (de los 0 a los 29 años) con los tres primeros ciclos de Júpiter (de 0 a los 32 años). Con esto ya podéis imaginar cómo son los siguientes ciclos de Saturno y Júpiter. De todas formas, si tenéis dudas me decís.

Para que se entienda mejor lo que os cuento a continuación: los círculos azules indican tránsitos de Júpiter, y los marrones, tránsitos de Saturno. He dejado fuera los aspectos armónicos porque sería extenderse demasiado, pero si os interesa los podéis calcular fácilmente.

Los aspectos en que he dividido el ciclo planetario de cada uno son 4: cuadratura (creciente), oposición, cuadratura (decreciente) y conjunción o retorno. Imaginad un reloj que marca y cuarto, y media, menos cuarto, y en punto. Cada vez que el reloj llega a en punto, pasamos a un nuevo ciclo.

Niñez: crecimiento físico y aprendizaje básico

🔵3 años: primera cuadratura de Júpiter a nuestro Júpiter natal. 
Ya sabemos hablar y hemos explorado cosas básicas de nuestro entorno a través del juego. Hemos descubierto que tenemos el poder de interactuar con el mundo más allá de nuestro cuerpo físico. Por ejemplo, si lanzamos una pelota puede salir por la ventana, y si tiramos un osito se cae al suelo. En esta época aprendemos de todo, intensamente. Y nuestro cuerpo crece con asombrosa rapidez.

🔵6 años: primera oposición de Júpiter a nuestro Júpiter natal.
Sabemos leer y escribir, aprendemos un poco mejor cómo funciona el mundo, y exploramos el entorno con cierta entidad como personas, más allá de lo estrictamente familiar. El colegio y el contacto con otras niñas es esencial en esta época. Sabemos que hay mundo más allá de nuestra casa y de nuestra familia.

🟤7 años: primera cuadratura de Saturno con nuestro Saturno natal. 
¡Tenemos dientes nuevos! Tenemos más claro el sentido de responsabilidad, y ya hemos aprendido las normas sociales básicas de la educación. Sabemos "comportarnos", y sabemos de forma muy básica qué está "bien" y qué está "mal". Tenemos un discernimiento muy primario de cómo funciona el mundo.

🔵9 años: segunda cuadratura de Júpiter a nuestro Júpiter natal.
Somos conscientes de que el mundo que nos rodea no es lo único que existe. Aprendemos muchas cosas, y se empiezan a definir nuestras ideas como personas únicas. Tenemos opiniones, gustos y hobbies propios.


Adolescencia: madurez sexual y primera orientación vital

🔵11-12 años: primer retorno de Júpiter. 
Tenemos algo parecido a lo que sería un pensamiento adulto, aunque aún está basado en lo que hemos bebido del entorno. Empezamos a madurar sexualmente y entramos en la etapa de la adolescencia. Tenemos opiniones sobre lo que nos rodea. Tenemos ideas sobre lo que queremos ser.

🔵🟤14-15: cuadratura creciente de Júpiter a nuestro Júpiter natal. Primera oposición de Saturno con nuestro Saturno natal.
Exploramos más allá del ámbito familiar, las amistades cobran una importancia crucial para expandir nuestro mundo. Empezamos a sentirnos más adultas, e imaginamos con más claridad la dirección que queremos dar a nuestra vida.
La estructura de nuestro cuerpo ya está formada. Asumimos más responsabilidades y ya sabemos cuidar de nosotras mismas a niveles básicos. Nuestras bases éticas se asientan y definen. Tenemos un conocimiento considerable del mundo que nos da más autonomía.

🔵17-18 años: segunda oposición de Júpiter a nuestro Júpiter natal. 
Nuestro desarrollo físico y mental culmina. Tenemos las primeras relaciones importantes de nuestra vida. Elegimos si queremos estudiar o no, y definimos mejor a qué queremos dedicarnos. Somos mayores de edad y nuestra cabeza está más amueblada.

🔵20-21 años: cuadratura decreciente de Júpiter a nuestro Júpiter natal. 
Ya tenemos experiencias que nos definen como personas únicas. Nuestro sentido de dirección está definido, tenemos ideas claras sobre la dirección de nuestra vida, y expandimos nuestro mundo de experiencias para ir hacia allí.

🟤21-22 años: segunda cuadratura de Saturno con nuestro Saturno natal. 
Aprendemos a responsabilizarnos de nosotras mismas en todos los sentidos, somos conscientes de nuestras responsabilidades y de cómo funciona el mundo real, hemos definido cuáles son nuestros principios y en qué dirección canalizar nuestros esfuerzos.


Inicio de la vida adulta: madurez intelectual y estructura de formas de vida propias

🔵23-24 años: segundo retorno de Júpiter. El período de primera juventud acaba, ya nos consideramos personas adultas, y expandimos nuestro mundo hacia nuevos horizontes. Es un período de la vida muy marcado por la libertad personal, por la toma de decisiones y por un sentido idealista de aventura.

🔵26 años: cuadratura creciente de Júpiter a nuestro Júpiter natal.
Mucha actividad para situarnos en el mundo como personas adultas. Tomamos decisiones y ejercemos nuestra libertad con más responsabilidad y sentido de propósito. Trabajamos en el sentido que hemos dado a nuestra vida, llenas de confianza.

🔵🟤29 años: oposición de Júpiter a nuestro Júpiter natal. Primer retorno de Saturno.
Es el momento en que la vida adulta que imaginábamos culmina de forma realista. ¡Esto puede ser muy duro! Tomamos consciencia del camino que hemos recorrido y de cómo nos afectan las decisiones que hemos tomado. Hay un tono realista y maduro en todo ello. Nuestra visión del mundo está completamente definida.
Podemos vislumbrar con mayor claridad qué cimientos hemos dado a nuestra vida, y podemos ver cómo se materializan cosas que definirán nuestra vida adulta. Nuestra forma de vida se estructura. Comienza nuestro camino como seres únicos.
Es una época en que nos esforzamos por construir lo que se espera de nosotras como personas sociales. Por encajar de forma realista en nuestro entorno.
Por ejemplo, muchas personas establecen su hogar adulto, tienen bebés, se emparejan, asientan su fuente de ingresos (o lo intentan), culminan algo con lo que contribuyen al mundo... las opciones son muchas.

🔵32 años: cuadratura decreciente de Júpiter a nuestro Júpiter natal. 
Época de desarrollos muy fuertes. La forma de vida adulta que sembramos en el retorno de Saturno empieza a crecer. Temas profesionales o familiares se asumen con responsabilidad, y las ideas que tenemos del mundo se expresan más allá del ámbito personal. Participamos o contribuimos al mundo en algún sentido.


Toda una vida en desarrollo

Como véis, la interacción de Júpiter y Saturno marca épocas clave. Combinando sus fuerzas, ambos planetas hacen de un bebé una persona adulta; de una niña que necesita protección y cuidados constantes, una mujer autosuficiente.

Pero las fuerzas de ambos planetas no se quedan ahí: nos desarrollamos a lo largo de toda nuestra vida. Por eso a continuación os ennumero todas las edades clave en las que solemos recibir tránsitos de Saturno y Júpiter. Os marco los años de retorno planetario para que consideréis los aspectos por ciclos.

Tránsitos de Saturno

7 años: primera cuadratura de Saturno con nuestro Saturno natal.
14-15 años: primera oposición de Saturno con nuestro Saturno natal.
21-22 años: segunda cuadratura de Saturno con nuestro Saturno natal.
29 años: primer retorno de Saturno.
36 años: cuadratura creciente de Saturno con nuestro Saturno natal
43-44 años: oposición de Saturno con nuestro Saturno natal
50-51 años: cuatratura decreciente de Saturno con nueestro Saturno natal
58 años: segundo retorno de Saturno
65 años: cuadratura creciente de Saturno con nuestro Saturno natal
72-73 años: oposición de Saturno con nuestro Saturno natal
79-80 años: cuadratura decreciente de Saturno con nuestro Saturno natal
87 años: tercer retorno de Saturno
94 años: cuadratura creciente de Saturno con nuestro Saturno natal
101 años: oposición de Saturno con nuestro Saturno natal
108-109 años: cuadratura decreciente de Saturno con nuestro Saturno natal
116 años: cuarto retorno de Saturno

Tránsitos de Júpiter

3 años: primera cuadratura de Júpiter a nuestro Júpiter natal.
6 años: primera oposición de Júpiter a nuestro Júpiter natal.
9 años: segunda cuadratura de Júpiter a nuestro Júpiter natal. 
11-12 años: primer retorno de Júpiter.
14-15: cuadratura creciente de Júpiter a nuestro Júpiter natal.
17-18 años: segunda oposición de Júpiter a nuestro Júpiter natal.
20-21 años: cuadratura decreciente de Júpiter a nuestro Júpiter natal.
21-22 años: segunda cuadratura de Saturno con nuestro Saturno natal.
23-24 años: segundo retorno de Júpiter.
26 años: cuadratura creciente de Júpiter a nuestro Júpiter natal.
29 años: oposición de Júpiter a nuestro Júpiter natal.
32 años: cuadratura decreciente de Júpiter a nuestro Júpiter natal.
35-36 años: tercer retorno de Júpiter
37-38 años: cuadratura creciente de Júpiter a nuestro Júpiter natal
40-41 años: oposición de Júpiter a nuestro Júpiter natal
43-44: cuadratura decreciente de Júpiter a nuestro Júpiter natal
47: cuarto retorno de Júpiter
50 años: cuadratura creciente de Júpiter a nuestro Júpiter natal
53 años: oposición de Júpiter a nuestro Júpiter natal
56 años: cuadratura decreciente de Júpiter a nuestro Júpiter natal
59 años: quinto retorno de Júpiter
61-62 años: cuadratura creciente de Júpiter a nuestro Júpiter natal
64-65 años: oposición de Júpiter a nuestro Júpiter natal
67-68 años: cuadratura decreciente de Júpiter a nuestro Júpiter natal
71 años: sexto retorno de Júpiter
74 años: cuadratura creciente de Júpiter a nuestro Júpiter natal
77 años: oposición de Júpiter a nuestro Júpiter natal
80 años: cuadratura decreciente de Júpiter a nuestro Júpiter natal
83 años: séptimo retorno de Júpiter
86 años: cuadratura creciente de Júpiter a nuestro Júpiter natal
89 años: oposición de Júpiter a nuestro Júpiter natal
92 años: cuadratura decreciente de Júpiter a nuestro Júpiter natal
94-95 años: octavo retorno de Júpiter
98 años: cuadratura creciente de Júpiter a nuestro Júpiter natal 101 años: oposición de Júpiter a nuestro Júpiter natal
103-104 años: cuadratura decreciente de Júpiter a nuestro Júpiter natal
106-107 años: noveno retorno de Júpiter
110 años: cuadratura creciente de Júpiter a nuestro Júpiter natal
112-113 años: oposición de Júpiter a nuestro Júpiter natal
115-116 años: cuadratura decreciente de Júpiter a nuestro Júpiter natal
118 años: décimo retorno de Júpiter

Bueno, chichis, ¡hasta aquí hemos llegado! Más allá de los 118 años me parece pedir demasiado. 😅 Espero que todo esto os haya resultado útil.

Por último, os diré que estos ciclos planetarios están en relación con los ciclos de los demás planetas. Vistos en conjunto, todos los ciclos tejen de forma conjunta una vida bien interesante. Os hablo de los demás ciclos planetarios en otra ocasión.

Un gran abrazo !!!

Comentarios

  1. Ava, tu web es muy interesante. Gracias por compartir tus conocimientos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias a ti por valorarlos, Lili !!! Un abrazo grande!

      Eliminar
  2. que piensas de la relocacion para mejorar el retorno de jupiter...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que la relocación no funciona, en general. Porque la carta de la revolución no es la causa de lo que vives, sino un reflejo. La relocación cambia ese reflejo, pero la realidad sigue siendo la que es.

      Eliminar
  3. Hola"! tengo 33 años. Tengo a júpiter en Piscis en casa 7... y ahora en Mayo jupiter entra en piscis. Ese sería mi retorno de júpiter? es bueno que eso pase? La verdad pienso los ciclos anteriores y no me ha pasado nada trscendental...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí! Este es tu retorno de Júpiter. No es bueno ni malo, es una etapa con un color propio, caracterizada por su apertura, superabundancia de opciones y caminos, un mayor entusiasmo a ir más allá de los límites... depende de cómo esté ubicado todo eso en tu carta.

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Lilith en los signos y las casas

Hola chichis!!! Tras haberos hablado sobre Lilith de forma general , os dejo el significado de Lilith por los signos y casas, y cuál es el superpoder feminista con el que inspiráis a las demás dependiendo de dónde esté en vuestra carta natal: Lilith en Aries o en casa 1 : luchas por lo que quieres con una independencia y un valor admirable. Tus deseos no son complejos ni extraordinarios, pero tu forma de realizarlos es innovadora e imparable. Al hacer eso abres caminos para todas, porque lo personal es político. Tu superpoder es tu valor y tu resiliencia. Lilith en Tauro o en casa 2 : el erotismo es tu paraíso particular. Tienes una gran capacidad para disfrutar, y una gran capacidad creativa. Confías en tu talento y deseas materializarlo, con frecuencia en forma de seguridad material. Eres muy ambiciosa, pero con razón, porque nada te queda grande. Tu superpoder es tu talento. Lilith en Géminis o en casa 3 : deseas diversidad, y huyes de los espacios angustiosamen

Planetas regentes: interpretar la carta como conjunto

Hola chichis!!! Una carta astral es un mapa complejo que podemos descifrar a lo largo de toda una vida, encontrando siempre nuevas interpretaciones. Cuando empezamos a estudiar astrología, sin embargo, la carta no parece tan elocuente... a veces, sus símbolos parecen silenciosos, o incluso limitados. Si te pasa esto, después de haber interpretado el significado de los planetas en los signos y en las casas, o incluso los aspectos que hacen entre sí, el siguiente paso es comprender las regencias planetarias. Ahí comienza la verdadera lectura de una carta. ¿Por qué? Porque estudiar los planetas regentes os permitirá leer los guiños energéticos que se hacen unos planetas a otros, y comprender mejor vuestras casas vacías: acabaréis haciendo una lectura mucho más integral de la carta. Cuáles son los planetas regentes de cada signo y casa Un planeta regente es el planeta más afín a la energía de un signo o de una casa. Se dice que es regente porque gobierna sobre los asuntos relacion

Nodos Lunares: qué son y qué significan

Hola chichis!!! En muchas consultas me preguntáis por los Nodos Lunares con muchísimo interés. Es cierto que los Nodos son puntos de nuestra carta tendentes a sintetizar nuestro camino de desarrollo personal, pero también se ha hablado tanto sobre ellos que creo que hay muchas confusiones e inquietudes al respecto. Siempre que se habla de los Nodos se hace desde un punto de vista casi mágico, porque tradicionalmente se han considerado puntos kármicos asociados a vidas pasadas: puntos de la carta natal que indican un camino de desarrollo interior para superar tendencias arraigadas a nuestro ser de las que no somos del todo conscientes. Pero en realidad su significado se expresa de una forma más práctica. Os cuento cómo los veo yo, a partir de mi experiencia. Qué son los Nodos Lunares Son dos puntos opuestos de nuestra carta que indican un eje. El eje de intersección entre la órbita lunar y la órbita que sigue la Tierra alrededor del Sol. Como se trata de dos puntos enfrentad

Aspectos planetarios: qué significan

Hola chichis!!! Todas las cartas astrales tienen su propia configuración de aspectos planetarios. Como ya sabréis, los representados por líneas rojas son inarmónicos o dinámicos; los representados por líneas azules, son armónicos. Y los representados por líneas verdes son neutros, y tienen que ver con la potencialidad. Os cuento cómo interpretar los aspectos más usados en astrología. Conjunción Sucede cuando dos planetas están en el mismo grado de un signo, o muy cerca. Es un aspecto semilla , en el que los planetas que forman conjunción cierran y reinician su ciclo. Por ejemplo, la Luna Nueva es una conjunción del Sol y la Luna. A veces cerrar algo y empezar otra cosa no es sencillo, así que la conjunción puede vivirse con cierto desconcierto hasta que sabemos cómo enfocarla. Es uno de los aspectos más fuertes, porque su influencia se siente con claridad. Además, en una carta natal, son especialmente potentes las conjunciones de planetas al Sol, a la Luna, al Ascendente

Fortuna e Infortunio: esos puntos de tu carta natal

Hola chichis!!! Algunas me habéis preguntado por el Parte de la Fortuna y el Parte del Infortunio. Como ya os he comentado, si os interesa estudiarlos debéis hacerlo con precaución, porque son puntos de la carta que vienen de la astrología tradicional, y ya sabemos que las astrólogas medievales eran un poquito traicioneras definiendo de forma cerrada el destino de la gente. Como ya os he dicho muchas veces, el debate astrológico sobre el destino y el libre albedrío es importante, y debemos tener en cuenta que nuestras decisiones van a ser la llave para que nuestra carta natal se manifieste de una forma determinada. Es cierto que muchas veces estamos tan predeterminadas a ciertas tendencias que podemos vivir las cosas con ese aire de destino inminente. Pero es esencial mantener la calma y recordar que, de por sí, ningún aspecto de nuestra carta astral debería leerse desde la exaltación o el miedo, sino desde un punto de vista práctico que integre toda la carta en su totalidad