Ir al contenido principal

Neptuno: monjas y sirenas

¡Hola, chichis!! ¿Os habéis preguntado alguna vez qué tienen en común las monjas con la Sirenita? Bueno, pues ¡mucho más de lo que podría parecer a simple vista!

Por ejemplo, las dos cantan. Las dos lo tienen difícil para practicar sexo con quien quieran. Las dos viven en un mundo misterioso para los demás. Las dos son altruistas, y están conectadas con su comunidad hasta la extenuación. Ambas son personajes en los que no podemos confiar, que proyectan una imagen que sabemos que no puede existir: ¿una cola de pez? ¿Una vida santa? Bien, todas estas cosas que comparten son características de Neptuno, el regente del signo de Piscis y la casa 12. 

Como quizás sabréis, Neptuno está actualmente transitando por Piscis, su signo, por lo que la forma que tendrá de manifestarse hasta que entre en Aries en 2025 será muy arquetípica, marina. Y es que Neptuno, también conocido como Poseidón, era el hermano de Júpiter-Zeus (que se quedó con la gobernancia del cielo) y Plutón-Hades (que se quedó con el mundo subterráneo). Así que a Neptuno le tocó gobernar el mar, con todas sus nereidas, sirenas y fauna marina. 

A día de hoy nos siguen sorprendiendo los secretos inexpugnables del mar, cuyas profundidades nos son tan desconocidas como el espacio exterior. Cada día se descubren nuevas especies marinas, y hay buenas razones para creer que, en las zonas más profundas del océano, allí donde la tecnología humana no ha podido llegar, habitan seres ciegos, que no conocen la luz del sol. Son gigantes misteriosos: monstruos de pesadilla, quizás, pero también un mundo fantástico que descubrir.  Como estos seres ocultos, Neptuno y el mar representan el mundo inconsciente, la fuente de nuestros sueños.

Neptuno se escapa de las explicaciones como si fuera agua que se nos escurre entre las manos cuando tratamos de contenerla. Y es que Neptuno es todo lo contrario a la contención. ¿Cuál es el límite del mar? La costa, ¿verdad? Bien: pues ¿sabías que el punto en que el mar da paso a la tierra se ha estado moviendo constantemente, no solo a lo largo de las horas, sino que ha cambiado radicalmente a lo largo de los siglos? Neptuno cambia constantemente sin que podamos decir cuándo dejó de ser una cosa y empezó a ser otra. Por eso se asocia a la empatía y a la adaptación: porque adopta cualquier forma sin dejar de ser la contraria.

Sus transformaciones nos tocan a nivel profundo: nos persuaden para que adoptemos sus ritmos, sus cadencias emocionales. Como la música, regida por este planeta. Uno de mis profesores de arte decía que la música es como una flecha que va directa al corazón. Pues eso es Neptuno, ¡la banda sonora que resuena en nosotras y altera la forma que tenemos de percibir la realidad! ¿No te ha pasado que cuando escuchas música por la calle los transeúntes parecen unidos por el mismo ritmo? Bien: aquí llegamos a otro aspecto de Neptuno: es el planeta de la ilusión. De la percepción alterada. Y por eso rige también al cine: porque el cine nos "hace soñar" que vivimos lo que viven sus personajes. Nos hace sentir de todo cuando, en realidad, estamos cómodamente sentados en la butaca.

Y aquí volvemos a la monja y a la Sirenita. Y es que, cuando estamos demasiado pendientes de ese otro mundo imaginario, onírico o místico asociado a la conexión con nuestras ilusiones, tendemos al inmovilismo. En caso de la monja, el confinamiento es evidente. Una puede pasarse toda la vida rezando sin tomar la acción en ningún momento. O se puede pasar toda la vida sumergida en un mar emocional, como la Sirenita, soñando con amores idealizados que nunca llegan a consumarse, y ser incapaz de dar dos pasos en la realidad.

Por eso Neptuno, Piscis y la casa 12 se relacionan también con confinamientos y ahogos de todo tipo, de esos que amenazan con alterar las certezas y sumirnos en un estado de confusión que nos hace perder la orientación: cárceles, conventos, centros psiquiátricos, casinos, adicciones. Pero también relaciones revestidas de justificación e idealismo que nos recluyen en falsas expectativas y nos aislan de todo lo demás. Neptuno trae un tipo de obsesión blanda y pasiva que nos pierde. Que nos hace incapaces de valernos por nosotras mismas. Por eso, su consecuencia más desastrosa es la atadura a otros, la dependencia.

Ahora bien: ¿por qué las pelis sensibleras, la empatía, el sacrificio y el misticismo siempre se han asociado a las mujeres? Este constructo de género es absolutamente cultural y no tiene fundamento objetivo, pero en mi opinión tiene que ver con que las mujeres, al estar confinadas al ámbito de lo privado durante tantos siglos, siempre han tenido que buscar en su mundo interior sueños, emociones y fuertes sensaciones que movilicen algo en ellas. Sin este escape, no hay cuerpo que resista la castración a la que se han visto sometidas. Quizás por eso ha habido tantas pintoras surrealistas. Este cuadro, "Naturaleza muerta resucitando", de Remedios Varó, relaciona el  mundo doméstico con una espiral devoradora. 👉

Por supuesto, hoy en día las mujeres asumimos y expresamos que queremos mucho más de la vida que meras ilusiones. Queremos ser protagonistas de nuestra realidad. Sin embargo, como colectivo aún nos queda luchar mucho para salir de este arquetipo, cuestionando el relato del amor dependiente, cuestionando el rol que la sociedad nos da como cuidadoras de enfermos, niños y ancianos, y atreviéndonos a poner límites a todas esas pesadillas que nos amenazan para caminar con fuerza por el mundo y reclamar nuestro legítimo lugar. Estamos saliendo de la cárcel, chichis. Estamos conquistando la realidad.

Por último, queda decir que no podemos subestimar la fuerza de nuestras emociones y sueños. Como la fuerza del mar, puede ser invencible. La música, el cine, las emociones, la empatía, la solidaridad y las ilusiones son parte de la vida y seguirán estando ahí para nosotras. Pero todas queremos más que eso. Así que... ¡AAAACCIÓN!

 
¿Quieres hacer alguna consulta astrológica

Comentarios

  1. Me encantó. Neptuno es uno de mis favoritos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro de que te haya gustado!!! Sí, Neptuno es confuso, pero yo lo encuentro inspirador. ^^ Gracias por leer!!! :)

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Lilith en los signos y las casas

Hola chichis!!! Tras haberos hablado sobre Lilith de forma general , os dejo el significado de Lilith por los signos y casas, y cuál es el superpoder feminista con el que inspiráis a las demás dependiendo de dónde esté en vuestra carta natal: Lilith en Aries o en casa 1 : luchas por lo que quieres con una independencia y un valor admirable. Tus deseos no son complejos ni extraordinarios, pero tu forma de realizarlos es innovadora e imparable. Al hacer eso abres caminos para todas, porque lo personal es político. Tu superpoder es tu valor y tu resiliencia. Lilith en Tauro o en casa 2 : el erotismo es tu paraíso particular. Tienes una gran capacidad para disfrutar, y una gran capacidad creativa. Confías en tu talento y deseas materializarlo, con frecuencia en forma de seguridad material. Eres muy ambiciosa, pero con razón, porque nada te queda grande. Tu superpoder es tu talento. Lilith en Géminis o en casa 3 : deseas diversidad, y huyes de los espacios angustiosamen

Marte en Tauro se encuentra con Urano: la revolución

  Hola chichis!!! Llega uno de los momentos clave del 2021, y nada más empezar el año. Ya sabéis que Marte ha estado en Aries, su propio signo, desde el 28 de junio del 2020, pasando seis meses allí, en un clima muy denso y cargado de tensión.  📢Escucha este post aquí Y ahora, el día 6 de enero, Marte entra en Tauro, el próximo signo, pasando unos dos meses en cada signo a partir de ahora. En concreto, Marte estará en Tauro hasta el 4 de marzo, cuando entrará en Géminis.  Marte en Tauro Que Marte abandone Aries es una buena noticia, porque por fin podremos disponer de nuestra capacidad de acción, decisión y afirmación mirando hacia delante. Sin embargo, su tránsito por Tauro tampoco va a ser sencillo, y es por eso que me he decidido a dedicarle un estudio más detenido. Marte en Aries inicia, rompe para nacer a algo. Y Marte en Tauro continúa esa línea dando un desarrollo a las cosas. De ahí que el clima de crispación, de quiero y no puedo, o de deseo pero no es el momento que nos traj

Todo sobre Urano en Tauro: el protagonista de 2021 y 2022

  Hola chichis!!! Podéis encontrar una gran cantidad de información excelente sobre el tránsito de Urano en Tauro, pero como poco a poco irá ganando protagonismo, y ya va mostrando hacia dónde van los tiros, me gustaría indagar algo más en esto.  📢Escucha este post aquí Vamos a ver qué significa que Urano transite en Tauro, qué cambios introduce en nuestra vida y, más importante aún, cómo se desarrolla este proceso de más de 7 años. ¿Cuándo empezó el tránsito de Urano en Tauro? Urano es un planeta lento, generacional, y por tanto siempre se vincula a temas colectivos y contextuales. Urano tarda 84 años en dar una vuelta completa al Sol, así que el tránsito de Urano por un signo es algo bastante único en la vida, con un impacto directo en nuestro mundo compartido y en las circunstancias que desarrollamos ahí a nivel personal.  Lee sobre el impacto de Urano en los signos El planeta de la libertad, el cambio y la rebelión entró en Tauro el 15 de mayo de 2018, pero como entró retrógrado